¿Qué son los problemas de ansiedad?

Las respuestas de ansiedad son reacciones defensivas e instantáneas ante el peligro. Estas respuestas son adaptativas y protectoras del ser humano. El problema de la ansiedad es una respuesta de miedo intensa, acompañada de preocupación e inquietud que expresamos con respuestas fisiológicas (palpitaciones, pulso rápido, respiración acelerada, sudoración…), cognitivas (preocupación, inseguridad, sensación de incapacidad, de pérdida de control, poca concentración…) y conductual (paralización motora, hiperactividad, movimientos desorganizados, conductas de evitación…). Cuando manifestamos este tipo de respuestas ante situaciones inofensivas pero estresantes, expresamos una respuesta de ansiedad desadaptativa, presente en los trastornos de ansiedad. Los trastornos de ansiedad son de los problemas más frecuentes en las sociedades occidentales.

Tipos:

  • Trastorno de ansiedad por separación
  • Miedos y fobias (a la escuela, la oscuridad, los sonidos fuertes…)
  • Trastorno de ansiedad generalizada
  • Trastorno obsesivo-compulsivo
  • Trastorno de estrés post-traumático
  • Trastorno de angustia

¿Cómo lo podemos identificar?

La persona presenta algunos de los siguientes síntomas, dependiendo del trastorno al que se refiera:

  • Miedo intenso
  • Preocupaciones excesivas
  • Respuestas fisiológicas de mareo, sudoración, sofocos, fatiga
  • Conductas de evitación de las situaciones temidas
  • Pensamiento y conductas repetitivas
  • Revive acontecimientos traumáticos
  • Dificultades para dormir
  • Alteraciones del hambre

¿Qué se pretende con el tratamiento para la ansiedad?

Que la persona aprendan a manejar sus miedos, modificando la forma de pensar y actuar. Que se restablezca su vida cotidiana, que ha podido verse alterada por el trastorno

¿Cómo lo hacemos para tratar los problemas de ansiedad?

Terapia psicológica individual

En el tratamiento individual trabajo con terapia cognitiva-conductual para ayudar a las personas a reconocer la emoción de la ansiedad, sus implicaciones, y ayudarlo con técnicas para regularla (técnicas de relajación, técnicas de reestructuración cognitiva) y hacer un afrontamiento positivo (desensibilización sistemática). Haremos un entrenamiento específico en tus habilidades que te ayudará a superar el trastorno (entrenamiento en asertividad, etc).

Terapia familiar

La implicación de la familia se hace imprescindible, y se la forma y entrena como “coterapeuta” del proceso terapéutico, hecho que ayuda notablemente al buen pronóstico de la persona.

Tratamiento farmacológico para la ansiedad

En algunos casos es conveniente complementar el tratamiento psicológico con un tratamiento farmacológico. En este caso, si notara la necesidad de un tratamiento farmacológico te derivaría al especialista indicado para que mire tu caso y paute la medicación conveniente.

x

Contacto